La búsqueda global no está activada.
Salta al contenido principal

Entrada del blog por Play Music

¿Qué instrumento es el mejor para mi hijo?

¿Qué instrumento es el mejor para mi hijo?

Esa es la pregunta que más se hacen los padres a la hora de inscribir a sus hijos en clases de música. Por eso hemos creado una guía basada en 5 factores a tomar en cuenta antes de hacer una elección. 

 

1. Gusto o afinidad:

Este debería ser el primer factor a tomar en cuenta; ya que al ser un instrumento que le gusta, el aprendizaje será más divertido. 

En este punto es muy importante que el niño o adolescente se sienta atraído hacia este instrumento de forma natural, es decir, que conozca su sonido y el tipo de música que puede hacer con el.

Puedes agendar una de nuestras clases demostrativas del instrumento de interés con nosotros, ingresando al siguiente link: https://wa.link/p6i0wp

 

2. Lugar en donde va a ensayar:

Es muy importante tomar en cuenta en dónde va a ensayar con su instrumento, ya que existen algunos más grandes y ruidosos frente a otros. Por ejemplo: instrumentos como la batería deben contar con un espacio designado y tener en cuenta que durante las horas de práctica generará un poco más de ruido. 

 

3. Objetivo y personalidad:

Saber qué quiere lograr tu hijo con la práctica del instrumento y como se ajusta el mismo a su personalidad también ayudará a elegir el mejor. 

  • Si es muy sociable y quiere formar parte de una banda, puede inclinarse por instrumentos como la guitarra eléctrica, el piano o el saxofón. 
  • Si es más auto suficiente y prefiere ser solista, puede elegir instrumentos como la guitarra acústica, el ukelele o trabajar su voz como instrumento. 
  • Si es un líder y le gustan los retos el violín puede ser el instrumento indicado.

 

4. Edad:

La madurez motriz para tocar un instumento también te puede guiar: 

  • Los instrumentos de percusión como la batería y el tambor, le vienen bien a niños de cualquier edad. 
  • Los instrumentos teclados como el piano y el órgano son ideales para niños mayores de 3 años. Los tamaños de estos instrumentos pueden requerir ciertas dimensiones corporales y su nivel de complejidad es  considerado como intermedio.
  • Los instrumentos de cuerda como la guitarra y el violín, pueden ser practicados por niños de cualquier edad. Estos instrumentos son muy versátiles, ya que tienen diferentes tamaños y requieren de cierto nivel de concentración para presionar las cuerdas.
  • Los instrumentos de viento como el saxofón son apropiados para niños de 7 años de edad en adelante.

5. Lo que no se debe hacer:

  • No se debe elegir un instrumento por obligación o por moda. 
  • No se debe estereotipar los instrumentos, chicos y chicas pueden tocar cualquier instrumento sin ningún problema.
  • No se debe escoger el instrumento sin antes haberlo visto o escuchado físicamente por lo menos una vez.
  • No se debe tomar clases de un instrumento solo porque se dispone en casa, esto puede hacer que los niños no disfruten el aprendizaje y lo vean más como una obligación por cumplir para sus padres.

  • Compartir

Reseñas